fbpx Revista Velvet | Los ingleses estilosos de la saga “Kingsman” vuelven hoy a la cartelera de cine
Suscríbete
Cine

Los ingleses estilosos de la saga “Kingsman” vuelven hoy a la cartelera de cine

Los ingleses estilosos de la saga “Kingsman” vuelven hoy a la cartelera de cine
Cine

Los ingleses estilosos de la saga “Kingsman” vuelven hoy a la cartelera de cine

POR Carlos Loyola Lobo | 13 enero 2022

Como un gran superproducción  y pensada para que los espectadores logren un rato de escapismo hacia una historia que viaja en muchas diferentes direcciones, hoy jueves se estrena King’s Man: El origen, la tercera cinta de la exitosa saga de comedia y espías Kingsman realizada por el director británico Matthew Vaughn, y que esta vez está protagonizada por Ralph Fiennes, Harris Dickinson y Rhys Ifans, y cuya historia pretende narrar el nacimiento de esta agencia de inteligencia ficticia en el marco de la Primera Guerra Mundial.

Sin embargo, el tono y la estética atrapantes que caracterizaron a Kingsman: El servicio secreto y a su sucesora, Kingsman: El círculo dorado (2017), ambas con Colin Firth y Taron Egerton en los papeles principales, son reemplazados en esta ocasión por un ritmo menos frenético y que en contraposición se envuelve con una dosis de dramatismo que busca sintonizar con el trágico escenario histórico en el que se sitúa.

De esa manera, las estilizadas y vertiginosas secuencias de acción y peleas que abundan en las primeras entregas pasan a un segundo plano para dar espacio a un relato más emotivo y familiar, aunque sin abandonar del todo el humor negro tan bien recibido por los seguidores de la franquicia.

Con ese espíritu se inicia la historia de King’s Man: El origen, en la que Fiennes encarna a Orlando, el duque de Oxford, un hombre de ideología pacifista que tras la muerte de su esposa durante una visita a un campo de concentración en Sudáfrica como representantes de la Cruz Roja en 1902, queda a cargo de la crianza de su pequeño hijo, Conrad (Dickinson).

El episodio lleva además al aristócrata a convencerse de la necesidad de crear un equipo que pueda adelantarse a la implosión de violentos conflictos, por lo que a lo largo de 12 años recluta a dos de sus sirvientes, Shola (Djimon Hounsou) y Polly (Gemma Arterton), para conformar una red de espionaje que proteja al Reino Unido de la Gran Guerra que ya se avizoraba en el futuro próximo.

En este contexto el peligro aumenta cuando la incipiente organización de inteligencia descubre que detrás de la guerra está el misterioso Pastor (Matthew Goode), un temible villano que intenta a toda costa enfrentar a los imperios ruso, británico y alemán con la ayuda de sus secuaces. Entre ellos se encuentra el infame Grigori Rasputin, el autoproclamado monje y asesor del zar Nicolás II de Rusia que existió en la vida real pero que en la ficción es un bizarro antagonista interpretado por Rhys Ifans, recordado como el desastroso roommate de Hugh Grant en Notting Hill (1999) y como el padre de Luna Lovegood en la saga Harry Potter.

“Fue fantástico porque no tuve que interpretar de una manera tan rígida a este personaje, porque en el universo de Kingsman hay espacio para ser subversivo y malicioso. Matthew Vaughn, el director, alentó mucho eso para darle vida a Rasputin, él necesitaba que fuera alguien que causara temor pero que también le cayera bien al público, tenía que ser todas esas cosas”, contó el actor galés Rhys Ifans.

Esta es la propuesta de King’s Man: El origen y que la distingue de las anteriores películas de la saga, cuyo estreno también tuvo que ser postergado en varias ocasiones debido a la crisis sanitaria. “Espero que todos puedan juntarse de manera segura en un mismo lugar, quizás por primera vez en muchísimo tiempo, y mirar una película que los haga emocionar y salir con la sensación de unión, de haber disfrutado ese rato. Es algo simple que creo que todos merecemos, y Kingsman es la opción perfecta para este momento”, invita el actor Rhys Ifans.

Te puede interesar