fbpx Revista Velvet | La polémica dieta de Adele (y su impactante nueva imagen)



Celebrities

La polémica dieta de Adele (y su impactante nueva imagen)

Por Vero Marinao | 06 mayo 2020

Su última publicación de Instagram ha dejado a todos en shock. Literal.

La cantante británica ha bajado más de 45 kilos y, si bien ya se habían visto alguna que otra imagen de su nueva figura, la última foto que compartió en su cuenta de Instagram ha impactado a todos. La publicación, con motivo de su cumpleaños este 5 de mayo, ya tiene más de 3 millones de likes. En ella agradeció el cariño en su día, y aprovechó para agradecer y felicitar a los profesionales de la salud durante la pandemia.

El cambio ha sido radical, y detrás de esta «transformación» hay una respuesta: Sirtfood diet. ¿En qué consiste?

Adele se puede dar dos gustitos de comida: un pedacito de chocolate negro y una copa de vino tinto. Esos son los únicos caprichos que permite Sirtfood, la dieta que la ha hecho bajar más de 45 kilos, gracias a un estricto menú diario que, en un comienzo, no debe superar las 1000 calorías.

Los creadores del método, los nutricionistas británicos Aidan Goggins y Glen Matten, se basaron en el poder de las sirtuinas –de ahí el nombre– enzimas que, además de retrasar el proceso de envejecimiento, servirían para acelerar el metabolismo y quemar grasas. Según ellos, los alimentos permitidos –manzanas, cítricos, té verde, kale, pavo, pollo, arándanos y camarones, entre poquísimos otros–, potenciarían los beneficios de las sirtuinas.

Esta es la misma dieta que, en 2017, hizo Pippa Middleton semanas antes de su matrimonio con el millonario James Matthews. La hermana menor de la Duquesa de Cambridge conoció Sirtfood en el KX Gym, el primer centro de fitness de lujo en Londres que puso en práctica el método (a una “módica” suma de dos mil euros semanales) y que, en su restaurante, cuenta con un menú ad hoc al régimen. Con un ceñido vestido de novia, Pippa demostró que su plan de adelgazamiento había sido efectivo.

La verdad es que la dieta todavía no tiene una base científica, pese a que, en la reseña del libro, sus autores afirman que “los estudios realizados avalan que las sirtuinas mejoran la capacidad del organismo de quemar grasas y permiten perder peso sin pérdida de masa muscular”. Durante la primera fase de la dieta –los primeros tres días–, no se puede comer más de 1000 calorías diarias y estas deben estar repartidas en tres jugos verdes Sirtfood, más una comida normal rica en “sirtfoods” o alimentos ricos en sirtuinas. El cuarto día comienza la segunda fase; en ese instante el consumo de calorías aumenta a 1500 calorías y permite ingerir dos zumos verdes y dos comidas o ingestas sirtfoods. Esa cantidad de tiempo está pensada para quienes necesitan bajar pocos kilos. Adele, quien tenía un sobrepeso importante, lleva varios meses en tratamiento.

La promesa de Sirtfood es bajar tres kilos por semana, algo que, en general, otros especialistas no recomiendan. “Bajar tres kilos a la semana no es saludable, ya que eso acarrea pérdida de agua y músculo. Las dietas hipocalóricas ayudan a bajar de peso, pero todo dependerá de cuán hipocalórica sea. Es importante calcular cuántas calorías gasta una persona y, según eso, hacer algunas restricciones alimentarias. Una baja de peso saludable va entre dos a cuatro kilos por mes”, dice a revista Velvet Bernardita Vignola, nutricionista de la Clínica Santa María. “Una dieta de 1000 calorías se puede dar a una persona que tenga un gasto calórico muy bajo. Con esas 1000 calorías, puede bajar dos kilos por mes, incluso tres kilos si realiza ejercicio. Las dietas tan hipocalóricas son difíciles de llevar; uno pasa hambre. En cambio, una restricción moderada ayuda a mantenerlas con el tiempo y lograr un cambio de hábito saludable (…) Lo peor que uno puede hacer es prestarse las dietas. No todas son para todos. Deben ser personalizadas, con cálculo del gasto calórico individual y que tome en cuenta factores como enfermedades, actividad física, hábitos, religión, etcétera”. Además, explica la especialista, las dietas hipocalóricas son bajas en nutrientes y, si se siguen por períodos muy largos, pueden acarrear deficiencias.  Por eso recomienda asesorarse con un profesional.

Comentarios