fbpx Revista Velvet | 5 errores que debes evitar al usar polvo de maquillaje
Suscríbete
Belleza

5 errores que debes evitar al usar polvo de maquillaje

5 errores que debes evitar al usar polvo de maquillaje
Belleza

5 errores que debes evitar al usar polvo de maquillaje

POR Rommy Buchholz | 05 enero 2022

Ya sea suelto o compacto, transparente o con color, el polvo es un paso fundamental en la rutina de maquillaje. Puede cambiar por completo la apariencia de la piel. Pero hay muchas cosas que debemos tener en consideración para hacerlo bien. 

Te contamos a continuación los cinco errores que puedes estar cometiendo y no sabes, y que arruinarán el acabado perfecto de tu maquillaje.

Aplicar polvo en todo el rostro

Aunque hubo un tiempo en que el maquillaje mate estuvo muy de moda, eso es cosa del pasado. Lo que buscamos ahora, es un acabado natural y fresco, mucho más en verano. Utilizar polvo en todo el rostro solo dará una apariencia de resequedad, y además hace que las líneas de expresión o imperfecciones, se marquen mucho más.

Lo mejor, es aplicar solamente en aquellas zonas que suelen producir más sebo. Que usualmente se trata de la Zona T. Con una brocha grande, tomas el polvo, quitas el exceso, y pasas con cuidado por aquellas zonas. 

Aplicar polvo antes de los productos en crema

Aunque es bastante lógico, a veces con la presión del día a día podemos olvidarlo. Los productos en crema o más líquidos, siempre deben ir primero que el polvo. De otra forma, impedirá que se adhiera de manera optima a la piel y terminará manchándose o creando consistencias indeseadas. 

Volver a aplicar polvo varias veces al día

Aunque a veces es la mejor solución, sobre todo en días de calor, volver a aplicar polvo durante el día no es ideal. Ya que con cada nueva capa de polvo cubrimos nuestros poros y eso, incluso promueve la producción de más sebo. Lo mejor es eliminar el brillo de la piel con un papel cosmético específicamente para eso, o un papel secante. 

Usar un polvo que no va de acuerdo con tu tipo de piel

Aunque parecen todos iguales, en realidad no lo son. Cada polvo está hecho para un tipo de piel específico. Pero, ¿qué será mejor para cada piel? ¿Polvo compacto la versión suelta? Ambos absorben el exceso de cebo, fijan el maquillaje y dejan la tez uniforme. Pero hay una diferencia más allá.

El polvo compacto suele tener una mayor opacidad, lo que es muy importante a la hora de elegir un producto con color. También cubre y matifica por más tiempo. Perfecto para una zona T particularmente grasa. Pero debes ser precavida, porque si tiende a tener la piel seca, deberías optar por los polvos sueltos. Son más ligeros y, por lo tanto, no seca tan rápido.

Utilizar demasiado polvo bajo los ojos

Aunque no es totalmente excluyente. Si es algo a tener en consideración. La piel debajo de los ojos ya está bastante seca, y al ser muy fina, es más propensa a las arrugas. Así que cuando usamos polvo en esa área, hay que hacerlo con moderación. Porque cuanto más seca esté la piel, más notorias serán aquellas marcas de expresión, o incluso ojeras o bolsas. 

Te puede interesar