fbpx Revista Velvet | El romántico homenaje de Isabel II al príncipe Felipe

Actualidad

El romántico homenaje de Isabel II al príncipe Felipe

Por Sole Hott | 10 junio 2021

Este 10 de junio el duque de Edimburgo hubiera cumplido 100 años. Y en un día tan especial, a pocos meses de su muerte, la reina le hizo un regalo muy especial.

La reina de Isabel II es una reconocida amante de las rosas, no por nada el Castillo de Windsor tiene cientos de miles de ellas. Diferentes tipos y colores inundan el jardín, convirtiéndolo en uno de sus lugares favoritos para caminar. Es más, en varias ocasiones sus posados oficiales junto al duque de Edimburgo fueron precisamente junto a sus rosas.

Este 10 de junio la Familia Real esperaba celebrar el cumpleaños número 100 del príncipe Felipe. Sin embargo, a él no le interesaba para nada dicha celebración y de alguna forma el destino le concedió su deseo. «No imagino nada peor», comentó él mismo sobre su centenario.

En una fecha hoy resulta triste para la Corona, la reina ha hecho un romántico homenaje hacia su esposo. Y ha plantado una nueva rosa que lleva por nombre Duque de Edimburgo en honor a su fiel compañero de vida.

Una flor que no ha sido ubicada en cualquier rincón del jardín, sino precisamente donde Isabel pueda verla cada mañana. Isabel ha plantado la rosa en el East Terrace Garden del castillo, y ve directamente desde sus habitaciones privadas.

Por su parte, la flor fue un regalo de Keith Weed, presidente de la Royal Horticultural Society. Creada por Harkness Roses, fue entregada personalmente hace algunos días. Evidente fue su sorpresa al notar que aquella rosa había sido nombrada por el príncipe Felipe.

Y él mismo se lo explicó: «Es una rosa llamada Duque de Edimburgo para conmemorar su centenario y es una rosa conmemorativa de todas las cosas maravillosas que hizo durante su vida y para que todos recuerden tanto de lo que hizo».

Según ha publicado The Telegraph, su Majestad se refirió a la rosa como «preciosa» y un gesto «muy amable». De profundo fuchsia con líneas blancas en sus pétalos, la rosa Duque de Edimburgo espera a la reina en su jardín… cada día.

Si bien la flor aún estaba cerrada, Weed la tranquilizó. «En este momento, con una primavera fría y la naturaleza un poco retrasada, no se ve tan hermosa, pero así es como se verá», dijo señalando a la imagen que venía junto al macetero.

Pero eso no es todo. La rosa Duque de Edimburgo se comercializa con el fin de recaudar fondos y continuar con la labor de su fundaciónDuke of Edinburgh Award’s Living Legacy Fund, la cual ayuda a jóvenes y niños.

Recordemos que hace un año, Isabel y Felipe fueron fotografiados en ese mismo jardín para celebrar los 99 años del duque de Edimburgo.

Comentarios