fbpx Revista Velvet | Self-care en cuarentena: La importancia de cuidarte en el encierro



LifeStyle

Self-care en cuarentena: La importancia de cuidarte en el encierro

Por Sole Hott | 16 abril 2020

La salud mental es prioridad siempre, sin embargo, bajo la presión del confinamiento es un reto diario.

Ya son muchas las personas que rodean el mes del confinamiento en Chile. Unos más otros menos, pero de alguna forma hemos perdido la cuenta de los días de encierro. A medida que pasa el tiempo, hay mañanas que cuesta levantarse más que otras. Y no es precisamente por sueño, el estar privados de libertad, la incertidumbre y el estrés, se apoderan de nuestras cabezas convirtiéndose en un verdadero reto el mantenerse mentalmente saludable.

Aún cuando estés sano en casa, con todos tus familiares sin riesgo, sigas trabajando y no sientas estrés, hay algo que todos tenemos en común, hay seres queridos que no podemos ver y hay cosas que no podemos hacer. Las rutinas cambiaron y al final del día todos nos vemos afectados por las fases de la cuarentena. Además, según los expertos, puedes vivir cada una de ellas en semanas, meses o todas en el mismo día.

Las fases del confinamiento son básicamente cinco:

NEGACIÓN: No das cuenta de la pandemia, del encierro ni de nada de lo que implica. A estas alturas la mayoría ya pasó por esta fase.

RABIA: Las restricciones van en aumento, las ideas para pasar el día se te están acabando, al igual que las series y las películas. Y pueden comenzar los roces con las personas que convivimos.

ADAPTACIÓN: Comienzas a hacer las paces con la cuarentena, te motivas con el ejercicio, cocinas, algo hay que hacer para pasar el tiempo y ver el encierro con buena cara.

DEPRESIÓN: Vuelves a sentirte mal, extrañas a tu gente, la libertad. Comienzan los días fríos y nublados. Es normal, y según la psicología, hay que permitirse tener días así.

ACEPTACIÓN: Cuando asumes tu nueva rutina.

Es una montaña rusa de emociones, y así como debemos estar bien, sentirse mal también está permitido. Pero, por lo mismo, hay que sentirse y también cuidarse, para llevar el confinamiento de la mejor forma.

Pequeños gestos de cuidado, pueden tener un efecto profundo en tu estado de ánimo, entre ellos:

Cuidarte. Aprovecha el tiempo para hacer tu rutina de limpieza e hidratación. Es el momento perfecto para usar todas esas mascarillas que tienes en el cajón. Cuida tu pile y tu imagen. Busca un tutorial, aprende técnicas de maquillaje o prueba estilos de peinado.

Hacer deporte. Aunque lo odies, unos minutos al día liberarán endorfina, la hormona de la felicidad. Sí, habrá kilos extras, asúmelo con tranquilidad. Muévete durante el día y así también dormirás mejor.

Actividades fuera de las redes sociales. Ya sea pintar, cocinar, armar puzzles o aprender un hobby nuevo. Deben haber momentos en que no estemos conectados a las redes sociales.

Ordenar espacios. Aquí los expertos no hablan solo de limpiar, sino también de mantener espacios para cada cosa. En la pieza se duerme, tener un espacio para trabajar, que no sea la cama, el living que no parezca campamentos, etc.

Limpieza total. No solo puedes dedicar un día a eliminar todas aquellas cosas que sobran en tu clóset, en la bodega o en esos cajones que nunca abres. También sugieren una limpieza social, de todo lo que no aporta. Dejar ir objetos y personas.

 

 

Comentarios