“Hola, ¿cómo estás? Tanto tiempo sin verte. Me encantaría que nos juntemos, así nos ponemos al día sobre nosotros. Llámame. Mi número es el…”

Conversaciones tan breves como ésta ya son cosa del pasado en Twitter. La famosa red social concretó el aumento de los 140 caracteres que la identificaban a 10.000 en total. Eso sí, en esta primera instancia sería sólo para mensajes directos o privados entre usuarios de la plataforma.

«Cada uno de los cientos de millones de mensajes enviados a través de Twitter diariamente es una oportunidad para iniciar una conversación sobre lo que está ocurriendo en nuestro mundo. Es por eso que hemos hecho varios cambios en los mensajes directos en los últimos meses. El cambio de hoy es otro gran paso para hacer el lado privado de Twitter aún más poderoso y entretenido», declaró en el blog oficial de la red, Sachin Agarwal, jefe del producto de mensajería directa de Twitter.

Esta buena noticia ya había sido anunciada por la firma en junio de este año, donde se dio prioridad a los mensajes privados para conversar más distendidamente entre usuarios que se siguen mutuamente. Así, Twitter también adquiere un estilo de chat, con lo cual entraría a competir directamente con WhatsApp.