Siete trucos para usar autobronceantes

Se acercan las tardes de piscina, fines de semana en la playa y también comenzamos a mostrar algo más de piel. Sin embargo, el tono pálido que hemos cultivado durante el invierno no nos favorece a la hora de usar unos shorts.

Lucir un tono dorado es ideal, pero lograrlo requerirá algunas horas al sol. Si quieres una solución eficaz, saludable y con efecto natural, el autobronceante es el producto ideal.

Si aún temes a quedar manchada y con las manos naranjas, te dejo algunos trucos para que luzcas un tono dorado y envidiable en poco tiempo.

Qué cantidad

Unos de los trucos de expertos es aplicar dos capas ligeras de autobronceante, esperando 30 minutos entre cada una, y debe ser 8 horas antes de la ducha.

Exfoliación: Cómo y cuándo

La exfoliación es el primer error, pero si debes hacerlo tiene que ser 24 horas antes para que la piel pueda recuperarse. Además, en el caso de los peeling, debe ser sin aceites, los expertos aseguran que al tener aceite el bronceado no se fija.

Horas de espera

Para cualquier evento especial, el autobronceante puede convertirse en tu mejor amigo. Preocúpate de echártelo 4 horas antes, ¡con una sola aplicación ya tendrás un color especial!

En el rostro…

Idealmente elige uno que sea para la cara. Además, debes aplicarlo por la noche, para que al día siguiente tengas el tono, y así puedas maquillarte sin problema. Se debe aplicar desde el centro del rostro hacia afuera y puedes poner algo de vaselina en los contornos del pelo para no mancharlo. Al día siguiente podrás limpiar tu rostro sin problema.

En qué dirección aplicar

Siempre de abajo hacia arriba, y utiliza guantes, con movimientos circulares. Si vas sin guantes, debes lavarte las manos dos veces después, y en caso de quedar algo manchada, aplica exfoliante y saldrá.

Qué textura es mejor

Todo dependerá del tipo de piel, pero también de la zona que elijas. Los expertos sugieren cremas para pieles secas, mousse para las mixtas y spray para las que buscan algo más rápido.

Limpiar y luego reaplicar

A medida que vas perdiendo el tono, algo que puede durar hasta 10 días, debes esperar eliminar el producto anterior para poder volver a aplicar. Una buena ducha con aceites de baño y exfoliante es perfecta.