Premios Ceres

Un aporte a la identidad regional

El sueño de Susana Lépez, ya camina a paso firme. Y es que esta iniciativa nacida el 2011 y comandada por esta cantante local, está plenamente arraigada en la escena artístico cultural de la zona, llevándose tanto los aplausos y apoyo de las autoridades como de los creadores. Este abril vivirá una de sus versiones más importantes y trascendentales, teniendo como escenario el recientemente inaugurado Teatro Regional.

Por Mauricio Maldonado Quilodrán.

Partió como una iniciativa sin grandes aspiraciones, simplemente, como el hecho justo de poner en el sitial que se merece a las artes locales y sus creadores. Reconocer que aquí hay talento de sobra -en las distintas disciplinas y ramas que involucra la cultura- que debía ser aplaudido y premiado. La idea tampoco era ser la réplica regional de los Premios Altazor, el cual durante sus 15 años de existencia, son contadas con la mano las veces que premió a algún penquista.

Los Premios Ceres sólo querían alzar la voz y darle valor a lo artístico hecho dentro de la Región, con una marca e impronta propia. Hecho por y para el Bío Bío. De eso ya han pasado 7 años, en que Susana Lépez, cantante, directora ejecutiva y gestora de esta idea, echara andar este sueño y volara con alas propias. Su primera edición del 2011 sirvió para marcar el pulso sobre el interés de esta iniciativa y pensar en el futuro. “Esto nació de una manera muy simple, nunca pensé en la proyección o el impacto que pudiera tener un evento como éste, que era inédito en la Región y en las otrasregiones. El primer año, obviamente, fue crucial, porque vimos la aceptación y el entusiasmo de los artistas frente a un reconocimiento que no existía. Y creo que después, desde la segunda versión, nos dieron las ganas para poder seguir creciendo y proyectarnos a largo plazo. Llevamos siete años y creo que podemos más, siento que aún estamos recién comenzando”, confiesa Susana.

La cantante sabe de primera mano lo complejo que es dedicarse al arte dentro de Concepción y ni hablar de que esta labor tenga algún tipo de reconocimiento, menos entre los propios pares. De ahí el hincapié de persistir e insistir en hacer año a año los Ceres. “Son una especie de llamado de atención a los artistas de la zona, casi invisibilizados por los premios a nivel nacional. Hay muchos talentos a nivel regional que nunca se habían reconocido, los Ceres vinieron a potenciar, incentivar y motivar la escena creativa, ya que hubo, en un momento, una cierta baja artística. Es decir, varios de nuestros grandes artistas tuvieron que emigrar a Santiago o al exterior, y la verdad es que nos quedamos con un vacío en Concepción. Pienso que la caridad empieza por casa y si nosotros no valoramos lo que tenemos en la Región, es como un poco difícil que esto se valore afuera. Creo que se ha logrado ese objetivo”.

Ciertamente, los Ceres se han convertido en una gran vitrina de lo mucho que se produce aquí, de lo rico y diverso que es el arte y la cultura en el Bío Bío, alzándose como todo un ejemplo a seguir a nivel país, y logrando entusiasmar a prácticamente toda la comunidad artística local, quienes en cada una de sus versiones duplican su interés en participar. “Obviamente, el realizar un evento de este tipo ha ayudado a entusiasmar a la comunidad artística de toda la Región, a motivarla. Es trascendental el reconocer el trabajo de nuestros artistas. Se ha transformado en un punto de encuentro de los creadores de distintas disciplinas y generaciones, interesados año a año en participar o ir a presenciar esta entrega. Se trata de un espacio de convivencia, de encuentros y reencuentros que se logró espontáneamente. Somos la única instancia de este tipo en todo Chile y somos la única Región con un reconocimiento a sus artistas, dado por sus pares. Es un orgullo contar con los premios Ceres”, comenta la directora ejecutiva.

Pero, no todo ha resultado fácil ni color de rosa para estos premios, por el contrario. Una vez terminada la ceremonia, luego de los aplausos, los flashes, los ganadores y números artísticos, los Ceres se “resetean” y vuelven al punto de partida. Comienza todo denuevo. El golpear puertas, el unir voluntades y recursos para levantar una iniciativa que debiera tener un apoyo transversal, tanto del mundo privado como público. Una labor en la que muchos se han quedado en el camino y otros han optado por apoyar y seguir. “Lo más difícil o complicado de este camino, y que creo que es lo que le pasa a la mayoría de los proyectos e iniciativas relacionadas con la cultura, es obtener recursos. Sin financiamiento seguro no podemos tener la certeza que los premios se puedan realizar cada temporada. Todos los años se empieza desde cero, y la verdad es que la empresa privada no está dispuesta o no existe interés en apoyar este tipo de actividades. Hemos tenido que echar mano o valernos de nuestras alianzas con el sector público, que ha sido el sustento más importante de los premios”.

Su versión más “ambiciosa”

Dentro de este transitar, diversos han sido los escenarios que han cobijado sus ceremonias de premiación. Pasando dentro de sus primeros años por el Teatro Marina del Sol, luego por Casa de Salud, hasta el Salón Atenas del Hotel El Dorado el año pasado. Sin embargo, para este 2018, la gala pactada para el martes 3 de abril tendrá como escenario el recientemente inaugurado Teatro Regional del Bío Bío. “Creo que es el espacio que estábamos esperando desde hace mucho tiempo, un lugar que está a la altura de estos premios y viceversa. Para nosotros significa mucho el poder llegar ahí como producción y también es muy importante para los artistas de la Región el poder contar con este escenario. En las versiones pasadas estábamos como muy restringidos con el tema del espacio y no podías abrir esta invitación a la gente, mientras que ahora sí. Podemos cumplir con uno de los objetivos principales de este reconocimiento, que es acercar las artes a la comunidad. Es un gran orgullo el poder realizar nuestra premiación ahí, esperemos que siga siendo nuestra casa en los años venideros”, señala Susana.

Teniendo en vista este importante hito para los Ceres, y considerando que cuentan con la aprobación de las autoridades y el respaldo de la comunidad artística, se podría decir que este año han alcanzado su consolidación definitiva, en otras palabras, han tocado “techo” definitivo, aunque la directora ejecutiva es más cauta en este sentido, matizando en que cada edición es una lección por aprender, lo cual nunca terminará. “Creo que este 2018 ayuda a que crezcamos, es muy importante lo que sucederá este año. Pero, siento que todavía es el principio de muchas metas por cumplir, entonces no quiero hablar de una consolidación, creo que en lo esencial ya tenemos el crédito de los artistas y autoridades, eso es súper relevante. Estamos siendo reconocidos, somos un pilar importante dentro de la difusión y el desarrollo artístico cultural de la Región, pero siento que nos queda mucho. Uno nunca termina de consolidarse o de ponerse metas, nos falta harto todavía”.

Más allá de que en esta oportunidad Ceres premiará a artistas y creadores en cinco categorías -artes audiovisuales, escénicas, literarias, musicales y visuales, con sus respectivas subcategorías por disciplina-, y con la responsabilidad de realizar una transmisión en vivo por Bío Bío Televisión, el equipo ha crecido con miras a que la ceremonia desde el Teatro Regional sea inolvidable. “Este año los premios han demandado mucha más preocupación, creatividad y dedicación para montar un espectáculo al nivel del Teatro Regional y también lo que significa un despliegue importante de gente, nuestro equipo técnico y de producción se ha visto fortalecido con nuevos elementos”, detalla la directora ejecutiva. A lo que agrega que “tenemos el objetivo que sea una experiencia maravillosa, tanto para la gente que estará ahí como a través de la pantalla. Como siempre contaremos con la participación de artistas locales y regionales de alto nivel”.

Participación ciudadana

Una de las novedades que el año pasado llamó mucho la atención y que este 2018 volverán a repetir, es la categoría Ceres Comunidad, la cual a través de votación vía Facebook, la gente podía postular y elegir a quien consideraba ser un aporte a la cultura o arte de la zona. Espacio que este año también se abrió más allá de los límites de Concepción. “Queríamos llegar a la comunidad de manera más directa y creo que esta es una idea genial y que el año pasado fue todo un éxito, hubo mucho entusiasmo en la comunidad en general, tanto en postular a sus candidatos como en las votaciones. Los resultados superaron nuestras expectativas y este 2018 quisimos integrar a las otras provincias que componen la Región para que postularan a sus personajes. Este espacio surge para animar a la gente y hacerla partícipe de la iniciativa Ceres, que se sientan parte también de los premios”, cuenta Susana.

Mirando al futuro, lo que más le gustaría a la directora ejecutiva de Ceres, es que este galardón sea conocido en todos los rincones del país y también en el exterior. Igual de interesante sería el “conseguir recursos para traer personajes extranjeros importantes de todas las disciplinas y que estos puedan impartir, una semana antes de los premios, talleres y seminarios. Creo que sería un verdadero regalo para nuestros creadores. Quizás también traer a artistas de afuera para la noche de premiación, pero continuar siendo un reconocimiento propio, con identidad penquista”, concluye la cantante y cerebro de esta gran iniciativa.