Elementos como piñas, pequeños pinos, velas y adornos de madera, son los infaltables para dar un toque natural y mágico a las venideras fiestas.

Por Catalina Morgado

Las fiestas de fin de año son el tema principal de conversación de todos llegado diciembre. Las familias se preparan para estos eventos que son los protagonistas del año. Comprar ropa nueva y, obviamente, regalos es lo que prima en todos los hogares chilenos, pero otro tópico del que muchos están pendientes es cómo decorar en estas fiestas, en estas celebraciones que dejan al descubierto el buen o mal gusto de cada hogar.

Decorar bien nuestra casa es una de las tareas que más destaca, una labor que para muchos genera confusión ya que, entre otras cosas, no saben por qué tendencia decantarse o qué está in o demodé.

En este sentido, Palmi Armstrong, jefa de proyectos de PA Decoración y Paisajismo, comparte consejos profesionales de cómo decorar nuestra casa y comedor, principal punto de encuentro las noches del 24 y 31 de diciembre,

Lo primero en que hay que pensar y analizar es el “terreno” que poseemos para decorar: “Es fundamental no invadir nuestro espacio. La decoración debe ser elegida de acuerdo al tamaño de nuestra sala de estar, terraza, comedor. Por ejemplo, si nuestra sala de estar es pequeña, no podemos decorar con un árbol gigante. Antes de comprar, analizar y estructurar los espacios donde haremos arreglos”.

Los centros de mesa deben tener un toque especial. Palmi aconseja utilizar piñas, pequeños pinos, flores y velas como parte de la decoración que no debe faltar en el hogar, porque “lo natural siempre debe estar presente, entrega un toque acogedor y cálido a nuestras fiestas”.

En estas fechas, la creatividad es de suma relevancia. Salir de lo tradicional y mezclar nuevos colores, es la tendencia: “Lo ideal es que las familias se atrevan con nuevos colores que están de moda, como el fucsia o turquesa y combinarlos con colores más neutros, como el blanco, y figuras distintas. Salir de lo cotidiano es la estrategia”, señala Armstrong.

IMG_9995

Una buena idea es aplicar este tip en mantelería  incluso en accesorios de la mesa, como servilletas de buen material que le den un plus a las cenas.

La consigna es lo que comúnmente se conoce como “salir de lo común”, decorar de forma diferente, por ejemplo, como dice la experto en diseño y decoración, “preparar una cena en una mesa buffet da más informalidad y, además, podemos aprovechar el espacio y decorar con relojes, cotillón, vajillería dorada mezclada con negro, copas doradas, ya que todos estos detalles lograrán resaltar la festividad”.

La iluminación es otro foco principal. Lo más trendy para estas fiestas es utilizar guirnaldas de luces decorativas. Armstrong las aconseja totalmente: “La magia de las fiestas de fin de año está en la iluminación, con velas y luces se crea un ambiente más cálido, distinto, las guirnaldas están presentes como tendencia, sobre todo las blancas y doradas, es una mezcla de elegancia y modernidad”.

Los elementos que no pueden quedar fuera en estas fiestas son los adornos naturales, como piñas, pinos y flores: “Estos dan un aire natural a nuestras fiestas, se pueden incluir en el centro de mesa, y en los distintos rincones de nuestro hogar”, afirmó Palmi. Las mesas también pueden ser un buen escenario para recibir este tipo de ornamentos.

Para finalizar, Armstrong menciona un par de tendencias que pueden inspirarte en esta época: “Provenzal, que está inspirada en la campiña francesa, con colores blancos, más suaves, objetos decorativos de la naturaleza; y está también la tendencia vintage, que tiene que ver con incorporar adornos de madera, como pinos, elementos de reciclaje o nuevas versiones de elementos antiguos del diseño, con colores menta, pasteles o azules”.